12 Stones – Picture Perfect (2017)

Por fin podemos disfrutar del quinto disco de estudio de 12 Stones, titulado “Picture Perfect ”. ¿Que quién son 12 Stones? ¿no os suenan? Bueno, puede ser. Pero si digo que es la banda del cantante que colaboraba en el archiconocido “Bring Me To Life” de Evanescence la cosa cambia ¿verdad? Ok, pues vamos a ponernos un poquito en antecedentes antes de pasar a analizar su último trabajo…

12 Stones se formó como banda después de que Paul McCoy (voz), Eric Weaver (guitarra), Pat Quave (batería), y Kevin Dorr (bajo) se conocieran en 2001. Al cabo de un año ya habían firmado por Wind-up Records y la colaboración de  McCoy con la banda de Amy Lee en “Bring Me to Life” en 2003 hizo que la banda adquiriera gran reconocimiento, aunque nunca llegaron a gozar de la fama de bandas como Papa Roach, Staind o Seether, que se mueven en unos parámetros musicales similares. Estos veteranos han cambiado de sello discográfico un par de veces, pero continúan facturando un post-grunge de calidad que siempre es una escucha agradable. Los chicos de Mandeville (Louisiana) acaban de firmar con Cleopatra Records y 5 años después de que lanzaran “Beneath the Scars” a través de Executive Music Group, regresan con nuevo álbum y nuevo lineup. De su formación original tan solo permanecen Paul McCoy y Eric Weaver, y si bien son ellos el corazón y el alma del grupo, los continuos cambios en el resto de los puestos es uno de los motivos por los que esta banda es tan poco prolífica en sus lanzamientos discográficos. Sean Dunaway a la batería, Jody Linnell al bajo y Jon Rodríguez a la segunda guitarra completan actualmente la formación. En su haber cabe decir que “Picture Perfect” continúa la tendencia de 12 Stones y supone un nuevo éxito en su carrera, al menos a nivel creativo.

La última grabación de 12 Stones es una banda sonora perfecta para cualquier persona que lucha en un periodo difícil de la vida. Las tres primeras canciones del LP muestran esa sensación de angustia y rebeldía, con unas letras en las que Paul McCoy canta contra alguien que está envenenando su vida. “The Killer”, es como un bofetón para espabilarnos de primeras, “Blessing” confirma que pocos como ellos son capaces de sonar frescos como si tuvieran quince años menos, y “Voodoo Doll” es el punto álgido de este primer acto, por así decirlo, en el que usan la magia negra como una metáfora para alguien (o algo) que manipula nuestras vidas como si tan solo fuéramos muñecos de vudú. Con “Nothing To Say” tenemos un medio tiempo marca de la casa, sin sorpresas, sin decepciones. Canciones como “Time” o la que da título al disco nos invitan a sobreponernos a las dificultades, ya sea buscando la ayuda de otros o encontrando el coraje de mantenernos en pie por nosotros mismos, con esos riffs y esas melodías tan típicas del hard rock y el nu metal de principios de siglo. Tras la preciosa balada “Lerlene”, que a más de uno recordará a 3 Doors Down, nos topamos con “Memphis”, que marca un nuevo cambio de ritmo y en la que comienzan a señalar los problemas de nuestro mundo y desafiar al oyente a participar en su solución, marcando así la diferencia. Su fe cristina hace que transmitan en sus canciones esa esperanza de que por muy mal que vayan las cosas siempre se puede salir adelante. “Hello Suicide” es técnicamente el cierre del álbum. Un emotivo tema acústico que trata de la lucha contra los instintos suicidas y la depresión, y contrasta con el optimismo de “How Long”, el tema que la precede. El álbum termina definitivamente, a modo de bonus tracks, con las versiones de dos temas de su etapa en Wind-Up: “Anthem For the Underdog” y “We Are One”. Ambas pistas son ya clásicos de 12 Stones y han sido regrabadas en directo y con un sonido algo más agresivo para que no nos olvidemos de que siguen ahí, que merecen atención, y que si echas de menos ese sonido de los primeros 2000, ahora que muchos reniegan de él, ellos son tu grupo.

12 Stones

Lo mejor: 12 Stones nos han proporcionado otro álbum gratificante con un Paul McCoy y un Eric Weaver en estado de gracia. Los fans de la banda, y la música rock en general, tienen en “Picture Perfect” un álbum muy disfrutable que mejora con las escuchas.

Lo peor: El álbum ha llegado de tapadillo y me temo que el éxito comercial no va a ir de la mano del nivel creativo que contiene. Lo cual, por otra parte, ha sido una constante en su carrera.

12 Stones “Picture Perfect” (Claopatra Records)

  1. The Killer
  2. Blessing
  3. Voodoo Doll
  4. Nothing To Say
  5. Time
  6. Picture Perfect
  7. Save Yourself
  8. Lerlene
  9. Memphis
  10. Hey Man
  11. How Long
  12. Hello Suicide
  13. Anthem for the Underdog (Picture Perfect Sessions)
  14. We Are One (Picture Perfect Sessions)

The following two tabs change content below.
Fundador y director de Rock4Spain. Funcionario del rock & roll. Tras aparcar sus proyectos musicales propios y con la experiencia que le dan varios años de colaboración como redactor en cylcultural.org decide lanzarse a esta empresa.

Deja un comentario