American Football – American Football (2019)

“American Football” es el tercer álbum homónimo publicado por la mítica banda de Urbana (Illinois) y saldrá a la venta el próximo viernes 22 a través de Polyvinyl Records y Big Scary Monsters, pero por si no podéis esperar más, nosotros nos adelantamos unos días para contaros un poco lo que os vais a encontrar en él. Pero antes, vamos a ponernos un poco en antecedentes…

El debut homónimo de la banda en 1999 se presentó como una carta de amor hacia el final del verano, impregnada de la complejidad pegajosa de la emoción adolescente. El hecho de publicarlo en septiembre lo convirtió en el antídoto perfecto para un largo y húmedo mes que anticipaba no solo la despedida de aquel amor de verano juvenil, sino el de la propia banda, que de forma totalmente inesperada se disolvió poco después del lanzamiento del álbum. Con el paso del tiempo, American Football se convirtió en una banda de culto y en un referente para gran cantidad de bandas que se inspiraron en su math-rock delicado que marcó el emo de la década de los 2000. Aquel álbum debut sigue siendo considerado a día de hoy como uno de los mejores de la historia del estilo. En octubre de 2016, cuando ya nadie lo esperaba, la mítica banda nos sorprendió con su regreso, con otro álbum homónimo que recogía lo sembrado diecisiete años atrás para continuar agrandando la leyenda. Para su tercer disco no han dejado pasar tanto tiempo. Se encuentran en plena forma y no quieren bajar el ritmo, por lo que menos de tres años después lanzan su tercer álbum homónimo abordando directamente el miedo, tan humano, al inexorable paso del tiempo.

LP3 se trata del primer álbum de la banda en el que en la portada no aparece la mítica casa de su ciudad, en el área metropolitana de Chicago, cuya fachada se convirtió en icónica al servir de portada para su debut, y de la que una fotografía interior, también a cargo del fotógrafo Chris Strong, sirvió de portada para el segundo álbum. En febrero de 2018 la casa se puso a la venta, así que ahí acabó la tradición de utilizarla en sus covers. Lo que no ha cambiado es su costumbre de no dar título a sus trabajos, más allá de su propio nombre. No sé si será por ego o por falta de ideas, o quizá porque son conscientes de que muchos de nosotros nos referimos a los discos de nuestros grupos favoritos como “el primero”, “el segundo”, etc. En cualquier caso, lo que esconde “el tercero” de American Football es una nueva colección de canciones delicadas y de gran calidad que si bien, no nos sorprende ya, sí que nos reconforta. Su fórmula sigue funcionando aunque, a mi modo de ver, empieza a dar síntomas de agotamiento. 

El sonido de las teclas de un xilófono llenan el aire vacío en “Silhouettes”, como para llamar nuestra atención sobre una llegada, la de un bajo profundo que comienza a sincoparse con los distintos arpegios de guitarras que van superponiéndose conformando un calculado frenesí que mece la suave voz de Mike Kinsella. Su patrón de siempre, corregido y aumentado, en una maravilla de siete minutos de duración que es tan bella como enigmática, y en algunos momentos, como al final de la canción, disonante. Si hay algo que se sale de la norma en este nuevo trabajo es la apuesta por las colaboraciones vocales, todas ellas, además, femeninas. La primera de ellas se da en “Every Wave To Ever Rise”, un corte en el que Elizabeth Powell de la banda canadiense Land Of Talk presta su voz para unos delicados coros en francés que le añaden almíbar a la de por sí suave voz de Kinsella. Un tema marca de la casa que da paso al single “Uncomfortably Numb” en el que cuentan con la colaboración estelar de Hayley Williams. Ya nos gustaría que la vocalista recuperara la esencia que vierte aquí en las composiciones venideras de Paramore. Por pedir que no quede… En esta canción en cuyo título juegan con el famoso “Comfortably Numb” de Pink Floyd, la pareja intercambia historias reflexivas sobre el paso del tiempo y la responsabilidad. Dolor y lindeza a nuestro servicio en uno de los mejores temas del álbum. La otra colaboración la encontramos en la dinámica “I Can’t Feel You” en la que la vocalista de Slowdive, Rachel Goswell, acompaña con su voz dándole ese toque shoegaze uptempo que el tema requiere y que nos ayuda a recobrar el ritmo que hemos perdido en “Heir Apparent” y en “Doom In Full Bloom”, dos temas que sin ser malos, en absoluto, son bastante aburridos. El primero arranca bien pero se va perdiendo en una repetición de esquemas que lo hace cargante, sobre todo por ese final con coros infantiles en fade out que parece que no se acaba nunca. El segundo tiene pinta, de primeras, de ser el típico tema jazzístico de su nuevo repertorio, con esa trompeta interpretada por el batería Steve Lamos, pero poco a poco el tema vuelve a la fórmula repetitiva que ya conocemos al dedillo y va sumergiéndonos en el tedio, algo que podría haberse evitado si no durara casi ocho minutos… La bonita y relajada “Mine To Miss” remonta el vuelo de un álbum que alcanza su punto final con “Life Support”, otra canción elegante y de bella factura que nos deja con la sensación de que todo lo que hacen estos tíos lo hacen realmente bien, pero también realmente previsible. LP3 es un gran álbum, pero ya lo hemos escuchado antes.

American Football (Mike Kinsella, Steve Lamos, Steve Holmes & Nate Kinsella)

Lo mejor: La delicadeza y originalidad de sus composiciones sigue estando ahí. Para American Football la calidad es innegociable y en este tercer álbum vuelven a deleitarnos con una nueva colección de canciones conmovedoras.

Lo peor: La sensación de que la formula empieza a agotarse.

American Football “American Football (LP3)” (Polyvinyl / Big Scary Monsters)

1. Silhouettes
2. Every Wave To Ever Rise
3. Uncomfortably Numb
4. Heir Apparent
5. Doom In Full Bloom
6. I Can’t Feel You
7. Mine To Miss
8. Life Support

The following two tabs change content below.
Fundador y director de Rock4Spain. Funcionario del rock & roll. Tras aparcar sus proyectos musicales propios y con la experiencia que le dan varios años de colaboración como redactor en cylcultural.org decide lanzarse a esta empresa.

Deja un comentario