In Flames – I, The Mask (2019)

El próximo viernes, 1 de marzo, sale a la venta “I, The Mask”, el nuevo álbum de In Flames. Nosotros nos hemos adelantado un poquito para contaros de qué va el decimotercer disco de estudio en la carrera de la veterana banda sueca.

In Flames es toda una institución en el mundo de la música pesada. Desde que ayudó a crear el legendario “sonido de Gotemburgo” hace tres décadas hasta ocupar su estatus actual como abanderados del metal melódico, la banda ha ido forjando su propio camino musical al margen de las críticas que han ido recibiendo de gran parte de sus fans primigenios. Esto vuelve a ser evidente en su LP 13°, “I, The Mask”, que los reúne de nuevo con el afamado productor Howard Benson (My Chemical Romance, P.O.D., Motörhead), quien también produjo “Battles” (2016), con el fin de redefinir aún más su sonido. A diferencia de las grabaciones anteriores, esta vez Ander Fridén y Björn Gelotte se enclaustraron en Los Angeles junto a Benson durante las tres semanas previas a la producción de “I, The Mask”, en las cuales crearon gran cantidad de canciones nacidas de la simbiosis entre las letras del primero y los riffs del segundo. Allí el dúo completó los arreglos con el guitarrista Niclas Engelin, el bajista Bryce Paul Newman y el anterior batería Joe Rickard, para después pasar dos meses más trabajando en las canciones del álbum. “I, The Mask” es también la última grabación en la que aparece Rickard, quien fue reemplazado posteriormente por Tanner Wayne que ya grabó la pista “(This Is Our) House)”. Finalmente, el álbum fue mezclado por Chris Lord-Alge (Linkin Park, Cheap Trick, Bruce Springsteen) y masterizado por Ted Jensen (Pantera, Eagles, Guns N’ Roses). Ahora, tras meses de trabajo, y dos años largos después de la publicación de “Battles”, llega hasta nosotros, de la mano de Nuclear Blast, este nuevo álbum de sonido masivo que demuestra por qué In Flames es una de las bandas de metal más grandes del mundo. Una síntesis de todas sus virtudes y también de sus defectos, de todo aquello que les ha hecho perder seguidores a través del largo camino recorrido desde “Lunar Strain” (1994) y también ganar otros muchos, entre los cuales que me incluyo.

El álbum arranca con una fuerza inusitada. La intensidad y calidad de “Voices” puede satisfacer a fans de todas las épocas del grupo. Sostenido sobre un gran riff y un estribillo memorable, es un tema que está muy en la senda emprendida en “Reroute To Remain”. El corte que da título al álbum es otro tema pletórico que puede satisfacer a los fans más clásicos, sobre todo por las estrofas en la línea más purista del death metal melódico que contribuyeron a crear; en él vuelve a destacar un estribillo genial de esos que se graban a fuego. “Call My Name” es otro buen tema en la misma línea que los anteriores aunque quizá algo más suave, combinando guitarras limpias con pegadizos riffs. Cuando eligieron “I Am Above” como single de presentación es por algo. Compartiendo las líneas maestras de “I, The Mask”, en él se ve a la banda regodeándose en su talento para crear temas tan pegadizos como aplastantes. “Follow Me” arranca con un bonito arpegio de inicio para después alternar riffs potentes con partes melódicas tranquilas en lo que es un medio tiempo de metal melódico de manual. “(This Is Our) House” recupera esos coros infantiles que explotaron en “Battles” y que aquí es donde encuentran su refugio dentro de este álbum. Con esta canción que llama al cuidado y la reconstrucción de nuestro planeta, nuestra casa, empieza a decaer el nivel de “I, The Mask”. “We Will Remember” es un corte de metal melódico entretenido pero que ya flojea sensiblemente, especialmente en el estribillo, un aspecto que siempre han cuidado mucho los suecos y en el que suelen destacar notablemente pero que aquí falla, y en “In This Life” directamente toca fondo, resultando inconexo y totalmente falto de gancho. El LP remonta con “Burn”, el tema más potente del álbum con esos aires de melodic death metal clásico que los puretas agradecerán. En “Deep Inside” dan gran protagonismo a una de esas melodías de corte moruno tradicional que tantas alegrías les/nos ha dado, demostrando que siguen abiertos a profundizar en las innumerables posibilidades sonoras y creativas que ya han tanteado a lo largo de su carrera. “All The Pain” no es un mal tema, pero sí que es más flojo que el nivel medio mostrado en esta última obra, una obra a la que ponen punto y final con “Stay With Me”, una pseudobalada efectiva y de bastante calidad, aunque tampoco sea para tirar cohetes.

Líricamente, “I, The Mask” es en muchos aspectos una crítica social sobre el estado del mundo en lo que se refiere al aislamiento, la soledad y la forma en que la tecnología ha subvertido nuestra necesidad de una conexión humana genuina. “En lugar de estar conectados, nos dividimos en todos estos pequeños grupos y si rascas la superficie, la vida de la mayoría de las personas es miserable”, según Fridén “todos llevamos una máscara”. Musicalmente, ya lo hemos comentado: el camino emprendido por In Flames no tiene marcha atrás. Los que deseen escuchar en sus nuevos trabajos la furia desatada y (por qué no decirlo) el ruido de sus inicios, hace ya tiempo que se bajaron del carro y difícilmente encontrarán razones para volver a subirse. Los que hace y unos años hemos aplaudido su apuesta por un metal alternativo más melódico seguiremos disfrutando con “I, The Mask” y lo que esté por venir, aunque a veces se les vaya la mano…

In Flames (Bryce Paul Newman, Björn Gelotte, Anders Fridén, Niclas Engelin & Tanner Wayne)

Lo mejor: No tienen miedo de experimentar y siguen dando pasos adelante con el fin de reafirmarse en su sonido y en la intención de llevar el metal a las masas.

Lo peor: El disco va de más a menos. Arranca con mucha fuerza pero luego se va diluyendo con temas que no pasarán a la historia gloriosa de la banda.

In Flames “I, The Mask” (Nuclear Blast Records)

1. Voices
2. I, The Mask
3. Call My Name
4. I Am Above
5. Follow Me
6. (This Is Our) House
7. We Will Remember
8. In This Life
9. Burn
10. Deep Inside
11. All The Pain
12. Stay With Me

The following two tabs change content below.
Fundador y director de Rock4Spain. Funcionario del rock & roll. Tras aparcar sus proyectos musicales propios y con la experiencia que le dan varios años de colaboración como redactor en cylcultural.org decide lanzarse a esta empresa.

Deja un comentario