South Side, Festival Internacional de Blues de Leganés (9 y 10 de junio)

El viernes 9 y sábado 10 de junio tenía lugar en el Teatro Egaleo de la localidad madrileña la tercera edición del South Side, Festival Internacional de Blues de Leganés. El intenso calor que sufrimos el fin de semana en la Comunidad de Madrid no impidió que alrededor de trescientos aficionados al blues, el soul, el R&B y la música negra en general se acercaran a este magnífico escenario al aire libre a disfrutar del show protagonizado por primeras espadas del género tanto a nivel nacional como internacional.

La jornada del viernes 9 de junio la abría el toledano Julián Maeso a las 20:30. El multiinstrumentista continúa con la gira de presentación de su último álbum, el tercero de su carrera en solitario, “Somewhere Somehow”, y en esta parada en Leganés nos presentó sus emotivas canciones que se mueven entre el soul, el rock de los años setenta, el funk y el country. “No Earthly Paradise” o “Long Winter Drama” no faltaron en un repertorio en el que ya fuera sentado a los mandos de su imponente Hammond o de pie, desplegando decibelios con su guitarra eléctrica Gibson, lideró a la banda de grandes músicos y coristas que lo acompañaban. “Hanging On A Wire” o “It’s Been A Hard Day” se encargaron de levantar al público que no lo había hecho ya para rendir pleitesía a este talentoso músico que con un look entre hippy y Jesucristo Superstar va cosechando éxitos por cada escenario que pisa.

Pasadas las 22:00 era el momento del niño prodigio de Memphis, Eric Gales. Bueno, ya hace bastante tiempo que el bluesman norteamericano dejó de ser un niño, pero así es conocido desde que a los 4 años empezó a tocar la guitarra con sus hermanos, que le enseñaron canciones de Jimi Hendrix y BB King, entre otros, lo cual dejó un poso en su obra como pudimos apreciar en Leganés. Con un estilo alejado del blues tradicional, al menos en directo, ya que en sus discos sí que es más ortodoxo, Eric Gales y su banda interpretaron un repertorio con mucho groove y unos ritmos pesados donde brillaba la excelente labor de su bajista, que demostró también en el momento de su solo, ser todo un virtuoso. El teatro Egaleo coreó los temas y se puso en pie entregado ante el buen hacer de esta banda y las arengas del carismático Gales que prometió volver muy pronto a visitarnos. No faltaron en su set, “The Open Road” o la estirada hasta la extenuación “Swamp” con la que cerraron su actuación, del mismo modo que lo hace su último álbum  “Middle Of The Road”, sin olvidar sus clásicos medleys en los que fusiona los riffs de “Don’t Fear The Reaper” de Blue Oyster Cult, “Kashmir” de Led Zeppelin o “Back In Black” de AC/DC con sus propias composiciones. Todo un espectáculo.

Y llegada la media noche llegaba la hora de Los Mambo Jambo, encargados de cerrar la primera jornada de esta tercera edición del South Side. La banda barcelonesa traía a Leganés su mezcla de swing, rock surfero y R&B, enérgico y con mucha clase, arrancando su actuación con “Lago Salado”, el tema que abre también su último y exitoso álbum “Jambology” lanzado hace un año. Dani Nel.lo con su saxo atrae la atención del público en su papel de frontman, pero sin robar protagonismo al resto de una banda que además de por su buen sonido deja su impronta con su imagen y actitud. “Gallo De Pelea” o “Fuego Cruzado” son otros de los temas que más hicieron bailar a un público que en gran parte, había abandonado sus asientos para bailar frente a este magnífico escenario al aire libre. Tras hora y cuarto de actuación se despidieron pare regresar a modo de bises con su versión de la sintonía del mítico programa de Félix Rodríguez De La Fuente “El hombre y la tierra” y poner el definitivo punto y final con “The Whip”.

 

Galería completa del viernes

 

La jornada del sábado 10 de junio arrancaba por la mañana con las actuaciones gratuitas de Víctor Puertas & The Mellow Tones y de Félix Slim en la Plaza España de Leganés, a la hora del vermouth, y que seguro que los lugareños disfrutaron. Nosotros nos dejamos caer de nuevo por la tarde por el Teatro Egaleo donde a las 19:30 y con un calor sofocante unos valientes Travellin’ Brothers salieron a escena ataviados algunos con camisa y chaleco, y es que hay que mantener el tipo y la elegancia hasta en estas circunstancias. El sexteto vizcaíno  trasladó al público su buen rollo y la complicidad entre sus miembros, en una actuación de mucho nivel en la que interpretaron un repertorio plagado de blues, soul, country y gospel que les servía para presentar en la localidad madrileña su último trabajo “One Day in Norway”. Uno de los momentazos de su actuación es cuando Jon, se fue por la grada cantando a capella y pegándole el cambiazo a un asistente de su botellín de agua por su cachi de cerveza, sin olvidar la divertida presentación de los miembros de la banda que ofició su líder, el guitarrista Aitor Cañibano. No cabe duda que la actuación de los Travellin’ Brothers fue una de las más destacadas del festival, no en vano, estamos ante la mejor banda de blues europea (elegida en Bruselas en 2015) tal y como se encargaron de recordarnos.

Tras un pequeño descanso saltó a escena la leyenda del blues Lazy Lester. El octogenario cantante y armonicista de Louisiana tardó un poco más de lo previsto en arrancar su actuación dados los problemas técnicos y la palpable falta de coordinación con los músicos que le acompañaban. Poco a poco fueron solventando esos contratiempos y trataron de animar al público con su clásico swamp blues, pero parece que éste no era el día y hemos de decir que resultó ser la actuación más pobre del festival.

El momento álgido de la jornada llegó cuando pasadas las 22:30 saltó al escenario Mr. Sipp. En formato trío, y ataviados como si fueran unos empleados de supermercado, la banda dio un recital de blues del delta. Arrancó la actuación a los mandos del teclado pero lo abandonó tras el primer tema, para coger su guitarra eléctrica y demostrar por qué es uno de los bluesman más reputados de la actualidad. Mr. Sipp, nacido en la ciudad de McComb (Mississippi), manifestó su pasión por la música desde muy temprana edad y la constante dedicación le han convertido en un gran vocalista, compositor, músico, productor y animador. Épico fue cuando bajó del escenario y dio una vuelta por las gradas, escaleras arriba y abajo, interpretando un interminable solo de guitarra para deleite de un público totalmente entregado a un artista que al rebufo de Joe Bonamassa está revitalizando la escena blues añadiendo a este añejo género elementos del rock actual.

Y después de media noche llegaba el momento de The Excitements. La banda catalana tenía la misión de poner el broche final a esta edición del South Side, Festival Internacional de Blues de Leganés, y lo hicieron por todo lo alto. La banda liderada por Koko Jean Davis arrasó como un huracán con todo lo que se le puso por delante. La cantante mozambiqueña, perfectamente escoltada por seis músicos tan elegantes y sobrios en sus maneras como en la ejecución de sus instrumentos, no paró de saltar, contorsionarse y dejarse la voz en el escenario con unas maneras que me llevaban a ver en ella a una Tina Turner más menuda. Un grupo altamente recomendable para todos los que gusten del buen soul y R&B, sin nada que envidiar a los combos del sur de Estados Unidos donde esta música es más popular que en nuestra piel de toro. Con el buen sabor de boca que nos dejó su actuación, nos fuimos a nuestras casas con la mente puesta ya, en la 4ª edición que tendrá lugar el año que viene y donde los organizadores van a tener que currárselo para superar el nivel de bandas que hemos visto este año.

 

Galería completa del sábado

The following two tabs change content below.
Fundador y director de Rock4Spain. Funcionario del rock & roll. Tras aparcar sus proyectos musicales propios y con la experiencia que le dan varios años de colaboración como redactor en cylcultural.org decide lanzarse a esta empresa.

Deja un comentario