Download Festival 2019 (sábado 29 de junio, Madrid)

El sábado el calor era aún más asfixiante que el viernes, pero tocaba acudir al recinto más pronto porque a las 19:05 actuaban los hermanos de El Altar Del Holocausto. La cruz de todos los festivales son los solapes de actuaciones y en este caso, un grupo de la relevancia de Red Fang estaba actuando a la misma hora en el escenario principal, lo cual hace aún más destacable que con la solana que estaba pegando, hubiera tantos fieles congregados frente al Stage 4 para presenciar la actuación del combo salmantino. Tanto su música como su show es espectacular, los que tenemos el privilegio de conocerlos desde hace tiempo nos congratulamos de que cada vez haya más gente que se haya dejado seducir por su propuesta, y es que son uno de los grupos de música instrumental con más proyección de nuestro país. El Altar Del Holocausto bendijo el escenario antes de arrancarse con «I ·Because evident is God’s wrath from heaven against all impiety and injustice of men, that they stop the truth with injustice». Con el calor que estábamos pasando todos los asistentes, no me puedo imaginar lo que pasarían los miembros del grupo, pero son unos penitentes y todo lo hacen para alabar al Señor y redimirnos de nuestros pecados mediante su música sanadora, con hits underground como «Lucas I, 26-38» que sonaban mientras éramos regados por miembros de la organización para tratar de paliar la calorina. Un gran show, como es de costumbre, que culminó con el lanzamiento masivo de discos, púas y baquetas para deleite de sus seguidores.

MG_7196

Tras la actuación de EADH los asistentes se repartieron entre la dosis de screamo nacional de Ànteros y el rock n’ roll de los norteamericanos Rival Sons. Yo fui de los segundos y me fui al Main Stage 2 a dejarme llevar por el revival setentero que propone este quinteto cuyo sonido bebe, entre otros, de los mejores Led Zeppelin. Sonaron de maravilla temas como “Back In The Woods” o “Pressure And Time”, destacando especialmente la gran labor vocal de Jay Buchanan. He de decir que la actuación fue de más a menos por el orden del set list escogido, así que después de disfrutar un rato de su soberbio show me acerque al Stage 4 a ver qué tal les estaba yendo a nuestros Megara.

MG_7220

Observé como la banda se mostraba contrariada ante los continuos problemas de sonido que estaban sufriendo, en especial Rober, su guitarrista, cuya guitarra apenas pudimos escuchar. A base de actitud y una imponente puesta en escena suplieron las carencias técnicas y sus fans pudieron disfrutar de su actuación pese a que no esté entre las mejores que han realizado. Personalmente, el show a lo In This Moment en «Desaparecido» (bueno, y en otros muchos temas) o las continuas versiones de otros artistas me sobran un poco.

Amon-Amarth1

En el escenario principal iban a hacer su aparición a las 21:00 Amon Amarth, un grupo que pese a no ser ni mucho menos nuevo, está alcanzando una gran popularidad en los últimos tiempos, sin embargo, y como yo no soy fan de ese heavy metal de corte vikingo que practican los suecos, aproveché la coyuntura para llenar el buche de cara a la consiguiente actuación de Stone Temple Pilots que es mucho más de mi gusto. Los de San Diego venían a cubrir la cuota grunge del festival y cumplieron con creces. La historia de la banda está marcada por la tragedia, con su mítico vocalista original Scott Weiland fallecido por sobredosis y su sustituto, el añorado Chester Bennington, por suicidio, pero los hermanos DeLeo (principales compositores del combo) y el batería Eric Kretz no se rinden y están reverdeciendo viejos laureles junto a su nuevo vocalista Jeff Gutt, un cantante de gran nivel con un registro tremendamente parecido al de Weiland y con mucha presencia en escena. Pese a haber firmado un gran álbum el año pasado estrenando este nuevo lineup («Stone Temple Pilots»), su repertorio se centró en los grandes clásicos de la banda, empezando por «Wicked Garden» y finalizando con «Sex Type Thing». Éxitos como «Vasoline» o una «Plush» en la que bajaron las revoluciones y contaron con la colaboración de un público entregadísimo mediante, el momento más emotivo de su actuación fue cuando tras interpretar el vibrante «Roll Me Under», Gutt se puso una camiseta estampada con distintas fotos de la cara de Weiland a modo de homenaje  para interpretar un «Dead & Bloated» que arrancó una de las ovaciones más cerradas de la noche. Una actuación sobria y consistente.

MG_7283

Un gran telón cubría el escenario principal con el nombre de los grandes protagonistas de la jornada del sábado: Slipknot. Esta actuación podría dar mucho que hablar (eran junto a Tool la gran atracción del festival) pero no sé si a mí me va a dar para tanto. Gran cantidad de fans estaban impacientes por ver a sus ídolos y la actuación arrancó con cuarto de hora de retraso, algo poco habitual en un festival, donde se suelen cumplir los horarios a rajatabla, y mucho calor, el que había en el ambiente y el que se desprendía de la pirotecnia empleada una vez que bajó el telón con «People = Shit» y el personal comenzó a enloquecer. Los primeros pogos se desataron con «(Sic)» y en el tercer tema ya la cosa se fue de madre y muchos pasamos miedo cuando cientos de energúmenos arrasaron con las vallas que protegían la zona VIP y todo lo que pillaban por delante provocando una avalancha que afortunadamente no acabó en tragedia, pero pudo haberlo hecho. Lo lamento por aquellos fans que pagaron 400 € para disfrutar de un concierto que luego no pudieron presenciar por tener que ser atendidos por los servicios sanitarios mientras transcurría la actuación. Luego serán pacifistas… Prefiero no entrar en esa discusión, pero daría para una profunda reflexión, al igual que el tema de los plásticos y la basura en general que se genera en estos eventos, valga la redundancia. Batallas perdidas frente a los incívicos que encima se abogan una superioridad moral. La puesta en escena, eso sí, espectacular, pero en el aspecto musical pues ¿qué queréis que os diga?, salvo alguna canción puntual como «Duality» o «Before I Forget» (que son temazos precisamente porque parecen más de Stone Sour que de Slipknot), a mí nunca me han llamado la atención, por lo que como no tengo porqué temer por mi integridad física mientras presencio un batiburrillo de percusiones y guitarras descompasadas pues me di una vuelta por el Stage 3 donde estaban actuando los grandes perjudicados por el horario del sábado: Enter Shikari. Los británicos no aparecerán en ninguna crónica porque todo el mundo estaba pendiente de Slipknot pero por lo poco que pude ver de su actuación (el tramo final), ésta fue una fiesta y las 2.000 o 3.000 personas que eligieron verlos a ellos en lugar de a los de Iowa parece que en absoluto se arrepintieron de su elección.

MG_7373

Para mí, la actuación más esperada del sábado (llamadme rarito) era la de Leprous. A éstos tampoco les hizo ningún favor tocar a la vez que Berri Txarrak hacía lo propio en el segundo escenario, pero los noruegos tienen el tirón suficiente como para congregar a un par de miles de seguidores del rock progresivo en el Stage 3 a la 1:00 de la madrugada. El cello electrificado de su nuevo componente, Raphael Weinroth-Browne, sonaba a modo de introducción antes de dar paso al resto de la banda que ocupó sus puestos para deleitarnos con “Bonneville”. Leprous son finos, pulcros, exquisitos y sobrios en las formas, aunque su música esté repleta de matices. La voz de Einar Solberg estuvo excelsa como siempre y el repertorio muy bien escogido para unos fans que pudieron disfrutar de los temas más representativos de «The Congregation» y «Malina». La pena fue que apenas se escuchaban las guitarras. Algo falló ahí, pero a pesar de ello, temazos como “Stuck” y, sobre todo, «The Price», hicieron disfrutar al respetable de lo lindo, coreando en este último, el riff cortante y matemático que apenas se escuchaba a través de los bafles. Tampoco desmerece la versión del oscuro «Angel» de Massive Attack. Leprous nunca defraudan y afortunadamente volverán por nuestro país en noviembre, así que si te los perdiste, ahí tendrás una nueva oportunidad de presenciar su directo.

MG_7413

No te pierdas nuestra galería fotográfica de la jornada del sábado

The following two tabs change content below.
Fundador y director de Rock4Spain. Funcionario del rock & roll. Tras aparcar sus proyectos musicales propios y con la experiencia que le dan varios años de colaboración como redactor en cylcultural.org decide lanzarse a esta empresa.

Latest posts by David González (see all)

Deja un comentario